Henkel Ibérica ha estrenado su nueva sede corporativa en el distrito 22@ de Barcelona. La decisión de trasladar sus oficinas centrales responde a la voluntad de la compañía por trabajar en un espacio que combine modernidad, movilidad, eficiencia y sostenibilidad. Henkel apuesta por un distrito que aglutina a numerosas empresas y que se ha convertido en los últimos años en un referente en materia de diseño e innovación.

En esa línea, la nueva sede de la compañía cuenta con unas excelentes infraestructuras y ofrece un espacio más moderno y saludable para trabajar, vivir y relacionarse. El edificio escogido, propiedad del fondo Benson Elliot y Bream Real Estate, se caracteriza por contar con superficies diáfanas y mucha luz natural.

El edificio es el único edificio de la ciudad de Barcelona que cuenta con el certificado Leed Gold, que garantiza una excelente calidad ambiental del aire, un sistema de climatización eficiente y parking para vehículos eléctricos, entre otras ventajas medioambientales.

El presidente de Henkel Ibérica, Rodolfo Schronberg, resalta: "Con este cambio Henkel da un nuevo paso en España hacia el vanguardismo. El nuevo centro de trabajo permite a los empleados trabajar en un entorno moderno, agradable e inspirador que fomenta el espíritu de equipo y la innovación para aportar alto valor agregado a nuestros clientes".

La nueva sede -en la calle Bilbao 72-84- se distribuye en 6 plantas y abarca un total de 8.000 m2 de oficinas y jardín privado donde se ha emplazado el equipo de Henkel Ibérica conformado por unos 500 empleados.