Ainia y Aimplas trabajan juntos en el proyecto SOSTPACK, un proyecto cuyo objetivo principal es mejorar las propiedades de los materiales biodegradables (biopolímeros, también conocidos como bioplásticos) para facilitar su incorporación al mercado del envasado de alimentos. Este proyecto cuenta con el apoyo del Ivace y se enmarca dentro de la alianza estratégica entre ambos centros tecnológicos.

Con el apoyo del Ivace, Ainia y Aimplas trabajan en el desarrollo de nuevas formulaciones para materiales biodegradables (bioplásticos) para que cubran un mayor número de necesidades en lo relativo a su aplicación en envases para alimentos. Para ello, se hace necesario conseguir que mantengan la vida útil del alimento contenido y que conserven sus características organolépticas y nutricionales. Todo ello con los criterios más exigentes desde el punto de vista de su sostenibilidad.

El proyecto SOSTPACK contempla interesantes ensayos orientados a estudiar la barrera a la humedad, al oxígeno y la resistencia térmica de los materiales biodegradables que hoy se comercializan, incluyendo las mejoras estructurales de estos materiales para que puedan ser procesados en equipamientos convencionales. El desarrollo de estas nuevas formulaciones permitirá, en el contexto de los próximos años, que el número de aplicaciones a las que pueden optar este tipo de materiales en el sector del envase alimentario sea mayor, aumentando su uso en la fabricación de envases para alimentos.

El proyecto SOSTPACK cuenta con apoyo de Ivace en el marco del programa de actividades de I D de carácter no económico destinadas a Institutos Tecnológicos. El proyecto SOSTPACK se ha iniciado en 2016 y tiene una duración de 24 meses. Este proyecto supone la continuación, en el marco de la alianza entre Ainia y Aimplas, de una línea de I D conjunta en materiales biodegradables, dado su potencial para los sectores alimentario, plástico y envase de la Comunidad Valenciana, y el importante reto de la sostenibilidad en el ámbito de los materiales.