Linde  ha puesto en marcha en España el proyecto Bosques Linde, una iniciativa que pretende concienciar y hacer partícipes a los empleados sobre la protección del medio ambiente. Además, la compañía tiene como objetivo reducir el impacto medioambiental de las operaciones en todas sus instalaciones.

La inauguración del primer "Bosque Linde" ha tenido lugar en Rubí, Barcelona, donde se encuentra una de las plantas de producción más importantes de la empresa en nuestro país, y en la que han tenido un papel fundamental los empleados de la empresa.

En el evento han participado la alcadesa de Rubí, Carme García Lores; el presidente de Abelló Linde, Isidre Abelló; el director general de Linde Iberia, Christoph Stein, y un representante de los trabajadores, que han plantado cuatro árboles, inaugurando así el primer Bosque Linde.

Durante el acto se ha organizado un workshop en el que los trabajadores y sus familias han aprendido cómo cuidar un pequeño árbol, que plantarán meses más tarde en un terreno cedido por el Ayuntamiento de Rubí. Según el presidente de Abelló Linde, Isidro Abelló, "esta acción forma parte de nuestro espíritu Linde que está basado en que mejores personas conforman las mejores compañías, ya que ésta es la única manera de mantener la competitividad en un entorno cada vez más cambiante y complejo".

Las principales líneas estratégicas de esta acción se orientan al desarrollo de actividades de responsabilidad corporativa. Entre ellas, la organización de nuevas acciones, como la de Rubí, en otras zonas geográficas donde la compañía tiene ubicadas sus plantas de producción y envasado.

Según Christoph Stein, director general de Linde Iberia, "la puesta en marcha de esta iniciativa se debe a la preocupación de nuestra compañía por el medio ambiente, como recurso de sostenibilidad, con el que pretendemos una disminución de los consumos de energía, agua y generación de residuos".