Aral Digital.- Comercial Piedra Trujillo ha cerrado 2009 con una facturación de 89 millones de euros, lo que supone un incremento del 4% con respecto al ejercicio anterior. “Con estos datos, Comercial Piedra se desmarca de la crisis económica y se coloca en los primeros puestos del ranking andaluz de los grandes grupos de distribución”, indican desde la propia compañía.

El director gerente de la compañía cordobesa, Francisco Javier Piedra Trujillo, ha manifestado que “el resultado final del año ha estado por encima de lo presupuestado. Se ha avanzado mucho en mejorar la gestión de la empresa, que ha permitido dar un salto muy medido en la expansión, reto en el que Piedra está inmersa desde finales de 2008”.

Así, el operador cordobés abrió el pasado año tres establecimientos nuevos en la provincia de Córdoba, dos de ellos en la capital (barrio de Trassierra y barrio del Parque Figueroa) y uno en el municipio de Fuente Palmera.

Otra causa que, según la cadena, ha motivado estos resultados ha sido la puesta en marcha del cuadro de mandos integral de acuerdo a su plan estratégico, ya que de este modo se “ha propiciado más agilidad en las decisiones de empresa”.

Asimismo, la empresa ha aumentado el número de contratos realizados en 2009. De hecho, en 2008 la plantilla de Comercial Piedra era de 601 empleados, mientras que en 2009 ha llegado a 660, lo que supone la contratación de 59 nuevos puestos de trabajo.

El año 2009 también se ha caracterizado por un cambio en la imagen corporativa de la empresa, modificando la fachada de algunos locales, además de introducir variaciones en la distribución interior de los mismos, dotándolos de más iluminación.

En la actualidad, Comercial Piedra Trujillo cuenta con 56 tiendas minoristas repartidas por la provincia de Córdoba, además de cuatro cash&carry, uno de ellos ubicado en Jaén.