AMDPress.- Juan Luis Durich, director general de Consum, afirmó ayer: “En un año de transición, hemos registrado unos resultados estimables”. Durich, que se mostró satisfecho con la evolución de este primer ejercicio de andadura en solitario, destacó: “El desarrollo de nuevos departamentos e infraestructuras, como la central de compras, la nueva imagen corporativa o la tarjeta propia, no han impedido alcanzar un incremento considerable en nuestros resultados y asentar los cimientos para el futuro de nuestra cooperativa”.

Durante la presentación de resultados, que tuvo lugar ayer miércoles, 27 de abril, en Quart de Poblet (Valencia), el director general anunció que la cooperativa obtuvo una facturación de 765 millones de euros en 2004, lo que supone un incremento del 3,5% respecto al año anterior. El crecimiento de facturación a superficie comparable quedó en 1,5%. Por otro lado, el beneficio neto alcanzó los 15,1 millones de euros, aumentando un 12,25% frente a 2003.

El pasado año, Consum invirtió un total de 55 millones de euros, que se destinaron a la creación de la nueva plataforma de Riba-Roja y a la mejora del resto, así como a la renovación de la red comercial. Durante dicho ejercicio, la cooperativa ha asentado las bases de su desarrolllo futuro con el diseño del Plan Estratégico 2005-2007, que incluye inversiones de 233,7 millones de euros y la introducción en Andalucía, donde abrirá su primera tienda el próximo año. En este trienio, Consum prevé abrir 113 establecimientos (40 de la enseña Consum, 32 Consum Basic y 41 franquicias Charter), obtener ventas por valor de 1.150,5 millones de euros y alcanzar los 1.000 productos de marca propia.

En cuanto a las aperturas de 2004, la cooperativa inauguró 17 tiendas el pasado año (nueve Consum, tres Consum Basic y cinco Charter), con lo que cuenta actualmente con una superficie comercial de más de 226.000 m2, con una cuota de mercado por sala de ventas del 14,8% en la Comunidad Valenciana. Asimismo, en 2004 se incorporaron a Consum 200 trabajadores, y en los próximos tres años la cadena espera contratar a otros 1.600, con lo que superaría los 7.000 empleados.