Aral Digital.- Delhaize, gigante belga de la distribución, ha reducido su beneficio neto un 3% en el primer semestre del ejercicio, hasta totalizar 244 millones de euros. Por otra parte, la multinacional ha registrado unos ingresos de 10.300 millones de euros, un 1,2% más que en el mismo periodo de 2009.

En concreto, las ventas de Delhaize se han visto moldeadas por la complicada situación que está experimentando la compañía en su división de Estados Unidos. Allí, los ingresos han caído un 1,2% en los seis primeros meses de 2010, hasta los 7.050 millones de euros. En Bélgica, por el contrario, los datos han sido más satisfactorios, y las ventas han crecido un 5,5%, hasta sumar 2.344 millones.

Las operaciones que la cadena gestiona en Grecia también han arrojado datos positivos, ingresando 765 millones de euros, que supone un aumento del 7,3% más, mientras que en el segmento 'resto del mundo' -Rumanía e Indonesia- los ingresos han alcanzado los 141 millones, es decir, un 28,8% superior a los registrados en el primer semestre de 2009.