Fira de Barcelona ha comunicado a la entidad organizadora de ferias Miller Freeman su decisión de no prorrogar el acuerdo mediante el cual la feria Alimentaria se viene celebrando en sus recintos. El actual contrato que liga a Miller Freeman con Fira de Barcelona para la organización de Alimentaria es por diez años y expira en el 2002 por lo que la edición que se celebrará entre los días 4 y 8 de marzo de ese año será la última de las actuales condiciones. En estos momentos la propiedad de Alimentaria está a punto de cambiar de manos ya que la multinacional norteamericana United News & Media hace algún tiempo que comunicó su voluntad de desprenderse de la división ferial Miller Freeman, que además de la feria de alimentación española organiza otros certamenes en Portugal, Francia, Alemania, Italia y Suecia. Esta circunstancia ha podido provocar la ruptura de las negociaciones mientras tanto no se conozca quienes serán los nuevos propietarios de la Miller Freeman, y por consiguiente del principal certamen español de alimentación y bebidas y tercero del mundo.