El Grupo Superdiplo ha obtenido unos beneficios de 2.040 millones de pesetas en el primer trimestre del año, lo que representa un incremento del 1% respecto a los obtenidos en el mismo periodo del año anterior. En este primer trimestre, calificado de "muy positivo" por el presidente del grupo, Carlos Rodríguez de Tembleque, las ventas de Superdiplo fueron de 49.445 millones de pesetas, un 16% más. Uno de los aspectos más destacables es el incremento del margen bruto, que ha pasado del 20% en el primer trimestre de 1999 al 21,2% en el mismo periodo de este año, consecuencia del incremento del peso de los formatos Supersol e Hiperdino y de la mejora del margen de productos perecederos. Por otra parte, la compañía ha concluido con la reorganización de la estructura de gestión llevada a cabo, y sus efectos, según Javier Puga, director general de la compañía, "se verán reflejados en la aceleración del crecimiento y la plasmación de importantes proyectos durante los próximos meses". Superdiplo, que tiene previsto abrir 50 establecimientos a lo largo del año, ha inaugurado nueve centros en los tres primeros meses del año y ha cerrado otros tantos.