Hacienda y Viñedos Marqués del Atrio, bodega gestionada por la familia Rivero desde hace cinco generaciones y cuyo principal accionista es el gigante chino Changyu Pioneer Wine, con un 75% del accionariado, ha presentado su estrategia de desarrollo en el mercado ibérico y la nueva imagen de Faustino Rivero Ulecia, una de las marcas más reconocidas del Grupo. Marqués del Atrio quiere convertirse en la tercera bodega de España en 2020 con una facturación de más de 100 millones de euros.

Para conseguir este objetivo la Bodega, de la mano de Changyu Pioneer Wine, tiene previsto acometer fuertes inversiones en todo el territorio nacional. Jesús Rivero, director general de Marqués del Atrio ha señalado que "somos la cuarta y quinta generación de la familia Rivero los que seguimos al frente de la gestión de las bodegas y hemos conseguido pasar con éxito de una estructura familiar a un equipo profesionalizado que atiende las demandas de clientes en los cuarenta países donde operamos en la actualidad".

En Rioja, donde Marqués del Atrio concentra el 80% de las ventas se crecerá con un posicionamiento Premium. Jesús Rivero ha destacado que 2015 ha sido un año positivo para el Grupo en el que se han superado los veinte millones de botellas vendidas alrededor del mundo y se ha experimentado un crecimiento del 5% vendiendo 16 millones de botellas en Rioja. La Bodega también ha informado que está muy satisfecha con la Denominación Navarra que se está recuperando con un crecimiento del 70% respecto al año anterior. Desde Marqués del Atrio también se ha anunciado una apuesta por los Vinos de la Tierra de Castilla con una gran importancia de los monovarietales. También se subraya la importancia de Utiel-Requena, unos varietales con buena relación calidad-precio y con enorme demanda entre los consumidores chinos.

Fuerte apuesta

Durante la presentación, Marqués del Atrio ha anunciado que está analizando inversiones en Requena donde hay capacidad para 7 millones de botellas entre vinos de mesa, de la Tierra de Castilla y con DO así como en otras zonas donde la Bodega tiene presencia como Rioja, Navarra y Rías Baixas donde ya se está produciendo vino albariño. Para hacer frente al crecimiento se ha reforzado el parque de barricas pasando de 5.000 en 2013 a las 20.000 barricas actuales. La Bodega tuvo en 2015 un volumen de ventas de 36,3 millones de euros y estima alcanzar los 39 millones de euros en 2016.

Además de planificar la expansión internacional, Marqués del Atrio sigue apostando con fuerza por el mercado nacional y por este motivo ha "rejuvenecido" la imagen de marca de Faustino Rivero Ulecia. El responsable creativo de la Bodega, Sergio Aja, ha destacado que el reto ha sido perfilar una marca líder, con personalidad y trayectorias definidas y una firma reconocida por el consumidor. "Había que mejorar la percepción, crecer y fortalecer la marca sin dejar de ser Faustino Rivero Ulecia. Queremos ser fieles a nuestro origen", ha destacado Aja. Para ello, se ha trabajado en el diseño de dos líneas diferenciadas: la de hostelería y la de grandes superficies.