La nueva plataforma de producto fresco de Caprabo entrará en funcionamiento en junio. Caprabo y Cilsa, sociedad participada por el Port de Barcelona y Merlin Properties, gestora de la ZAL Port, trabajan en las obras de construcción de la nueva central de distribución de Caprabo que alberga todo el producto fresco, que se distribuye a los 300 supermercados de la compañía y, también, la nueva sede central de la empresa y el supermercado online Capraboacasa.

La plataforma está ubicada en el término municipal de El Prat de Llobregat (Barcelona). Tiene una superficie de 24.600 metros cuadrados y la inversión estimada por Cilsa asciende a 20 millones de euros. La nave estará dotada de la más moderna tecnología para la actividad logística de gestión de frío y su construcción se rige bajo los más estrictos criterios de sostenibilidad, lo que permite a Cilsa obtener la certificación LEED Gold para las instalaciones.

Dos fases de funcionamiento

El nuevo centro de distribución entrará en funcionamiento en dos fases. En la primera fase, prevista para finales de junio, arranca la gestión integral de todo el producto fresco que llega a los supermercados Caprabo. A lo largo del segundo semestre, habrá finalizado la construcción de la nueva plataforma online de Capraboacasa y la nueva sede central de la compañía.

Todo el proyecto ha tenido en cuenta las consideraciones de seguridad adicionales que se derivan de la situación de alerta sanitaria por la Covid-19 y el calendario previsto de arranque se ha mantenido dentro de los plazos previstos.

El producto fresco estratégico

Caprabo ha decidido centralizar en una única plataforma los productos frescos porque los considera estratégicos en sus supermercados de nueva generación. Una plataforma específica aumenta la eficiencia, garantiza el mejor tratamiento de este tipo de productos, mejora su calidad y también el servicio al cliente.

Con este proyecto, Caprabo avanza en su plan integral de mejora del servicio a tiendas de nueva generación y eficiencia en las operaciones

Con este proyecto, Caprabo avanza en su plan integral de mejora del servicio a tiendas de nueva generación y eficiencia en las operaciones, que cuenta con dos líneas de desarrollo. Por una parte, la transformación de sus tiendas a una nueva generación de supermercados, mejor preparados para afrontar las nuevas demandas del consumidor. Y, por otra, la reorganización logística, lo que supone optimizar las operaciones, mejorar la eficiencia en los costes y dar mejor servicio a las tiendas. En ambas líneas, Caprabo pone foco especial en el tratamiento del producto fresco y en la sostenibilidad medioambiental.

La nueva plataforma de Caprabo en El Prat de Llobregat también gestionará el servicio de Capraboacasa. Esto permitirá dar un importante salto cualitativo. Disponer de unas mejores instalaciones permite garantizar los procesos y optimizar los costes. Además, garantiza la gestión de las entregas exprés en el área metropolitana de Barcelona, donde concentra el mayor volumen de negocio online.

Una nave versátil y sostenible

17.200 metros cuadrados se destinarán a la plataforma para producto fresco, 3.400 metros cuadrados a la nueva sede central de la compañía y otros 4.000 metros cuadrados estarán dedicados al supermercado online

Las nuevas instalaciones de Caprabo en El Prat de Llobregat están ubicadas en la parcela A.23.2., que gestiona Cilsa y que dispone de 31.000 metros cuadrados de superficie. La nave de Caprabo ocupa 24.600 metros cuadrados de los cuales 17.200 metros cuadrados se destinarán a la plataforma para producto fresco, 3.400 metros cuadrados a la nueva sede central de la compañía y otros 4.000 metros cuadrados estarán dedicados al supermercado online Capraboacasa.

En la plataforma de frescos, la zona de frío positivo representa una superficie aproximada de más de 13.600 metros cuadrados y habrá cámaras de frío negativo de 245 metros cuadrados de superficie. La parcela estará dotada con 130 plazas privativas de aparcamiento y una zona específica de lavado de camiones. Como equipamiento se incluyen 43 muelles de carga.

Mejor servicio al supermercado de nueva generación

El diseño de la nueva estructura logística de Caprabo está orientado a dar un servicio óptimo a las tiendas. La centralización del fresco en una única plataforma permite tratar el producto de manera personalizada según sus necesidades de conservación. Adicionalmente, ordena las entregas en base a la distribución de la tienda, por lo que prima la eficiencia en el punto de venta, mejora la reposición y es más eficaz.

La unificación de los ciclos de servicio permitirá la eliminación del stock del producto súper fresco, mejorando la frescura y la vida útil del producto. Logrando de esta forma que el cliente tenga un producto de más calidad y de más larga duración.

La construcción por parte de Cilsa de la nueva plataforma de Caprabo está diseñada bajo estándares de calidad medioambiental recogidos en la Certificación LEED Gold. Introduce medidas de eficiencia energética como sistemas avanzados de frío e iluminación, respetuosas con el medioambiente. La nueva plataforma tendrá retorno para el residuo orgánico.

Transformación logística y mejora de la eficiencia

La nueva estructura logística de Caprabo implica el traslado de la totalidad del producto fresco a la nueva plataforma. En estos momentos, el producto fresco se encuentra repartido entre las plataformas que Caprabo tiene en Abrera y L´Hospitalet de Llobregat, provincia de Barcelona.

La plataforma de distribución en Abrera, de 26.000 metros cuadrados, gestionará hasta 6.000 referencias y, a partir de julio, concentrará la distribución del producto no fresco. Para ello, este centro de distribución se somete a un proceso de transformación en dos fases, que finalizará a lo largo de este año. Las referencias de baja rotación que venden los supermercados de Caprabo se servirán desde el centro de distribución de Grupo Eroski en Ciempozuelos, Madrid.