Carrefour ha firmado la renovación del contrato de alquiler de sus instalaciones de la Zona de Actividades Logísticas (ZAL) del Port de Barcelona. Desde estas, lleva a cabo la distribución regional de Cataluña y a los centros de las Islas Baleares, dando da trabajo a más de 200 personas. La instalación de Carrefour en la ZAL, en julio de 2009, supuso una importante inversión local y sirvió como dinamizador de la segunda fase de la plataforma logística del Port de Barcelona, situada en el municipio del Prat del Llobregat. La nave fue planificada como un proyecto técnico a medida y dispone de 44.052 m2 de superficie y más de 1.000 m2 de oficinas, construidas bajo premisas de desarrollo sostenible y fomentando el ahorro energético. Carrefour integra los usos y costumbres locales de los lugares en los que se establece, lo que lleva implícito un compromiso en la responsabilidad del desarrollo económico, social y medioambiental, en consonancia con Cilsa, empresa gestora de la ZAL del Port de Barcelona, que desde sus inicios se caracteriza por una gestión altamente ética y puntera tecnológicamente. En esta línea, Alfonso Martínez, director general de Cilsa ha destacado que la confianza demostrada por un cliente de la envergadura y relevancia de Carrefour consolida la ZAL como centro logístico de referencia del sur de Europa.