Lidl continúa reforzando su presencia en Madrid con la inauguración este mes de mayo de dos nuevas tiendas. La compañía prosigue así con su plan de expansión en la capital, para acercar cada vez más su oferta a los consumidores, invirtiendo en esta ocasión más de nuerve millones de euros y creando 34 nuevos puestos de trabajo para una plantilla de más de 60 empleados entre los dos establecimientos.

Estos dos nuevos puntos de venta incorporan todas las medidas de higiene y seguridad que la compañía ha puesto en marcha durante el estado de alarma. Los clientes que acudan a cualquiera de estas dos nuevas tiendas encontrarán una variedad de productos frescos, además de nevera, secos envasados, cosmética, higiene personal o limpieza. Esta oferta se complementa con las semanas temáticas de alimentación y bazar que Lidl celebra periódicamente.

En esta ocasión ha invertido más de nueve millones de euros y ha creado 34 nuevos puestos de trabajo para una plantilla de más de 60 empleados entre los dos establecimientos

De esta forma, Lidl inaugura el 21 de mayo, un nuevo punto de venta situado en el Mercado Municipal de Tetuán. Esta nueva tienda, ubicada en la calle Bravo Murillo 291, se encuentra situada en la primera planta del mercado y se puede acceder a ella tanto desde los dos accesos exteriores como desde el interior. El nuevo espacio cuenta con más de 1.200 metros cuadrados de sala de ventas y tendrá un horario comercial de lunes a sábado de 9:00h a 21:30 horas y los domingos de 10:00h a 15:00 horas.

Esta apertura ha supuesto la creación de 15 nuevos puestos de trabajo para una plantilla total de 32 empleados. El nuevo establecimiento, que sustituye al que la compañía tenía antes en la calle Bravo Murillo 308, tendrá un surtido más amplio, 500 productos más que en la anterior tienda y venderá los artículos “Listo Para Comer”.

Por otro lado, la segunda tienda, ubicada en Sinesio Delgado, 62, abrirá sus puertas el próximo día 28 de mayo. El nuevo establecimiento contará con más de 1.000 metros de sala de ventas y cerca de 35 plazas de parking, ubicadas en la cubierta del edificio, con acceso directo a la tienda. En esta ocasión, la apertura supondrá la creación de 19 nuevos puestos de trabajo para una plantilla de 29 empleados y tendrá un horario comercial comprendido entre las 9:00 y las 21:30 horas de lunes a sábado y de 10:00 a 15:00 horas los domingos.

En los últimos cinco años, la compañía ha abierto más de una veintena de tiendas en la Comunidad de Madrid, invirtiendo cerca de 80 millones de euros y creando unos 600 nuevos empleos. Lo que supone que en esta Comunidad ya pone a disposición de sus clientes más de 70 puntos de venta y una plantilla de cerca de 2.000 empleados. Además, de cara a los próximos años, la compañía pretende continuar con este plan de expansión en la Comunidad de Madrid. Para ello, tiene previsto una importante inversión económica que generará un incremento de forma significativa de su red comercial en la zona.