AMDPress.- El auge de las nuevas tecnologías está provocando la descentralización de las empresas, y este proceso, que tendrá su punto álgido en 2007, está fomentando el nacimiento del teletrabajador, o "e-lance". Estas conclusiones se desprenden de la ponencia del profesor de Sistemas de la Información del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT), Thomas W. Malone, en el curso sobre el futuro del e-business organizado por la Escuela Internacional de Dirección de Empresas (IESE) y PricewaterhouseCoopers.

Según el profesor del MIT, la mayoría de las empresas no explotan las posibilidades de Internet, sino que se limitan a darle un uso tradicional, aunque de una manera más rápida y barata. El cambio que las nuevas tecnologías están provocando va más allá de los negocios: es un cambio en la organización de las empresas, cuyas actividades pasarán a ser realizadas por trabajadores autónomos que estarán conectados electrónicamente.

Esta transformación producirá importantes ahorros, ya que las empresas tendrán menos empleados en plantilla y pagarán sólo por trabajo realizado, lo que provocará la simplificación de su jerarquía. Además, el trabajo por cuenta ajena fomentará el nacimiento de nuevas organizaciones que velarán por los intereses de estos nuevos trabajadores.