El grupo Codorníu tiene previsto invertir 6.000 millones de pesetas en Bodegas Bilbaínas, empresa perteneciente a la denominación de origen Rioja y participada en un 85,5% por la firma catalana a través de su sociedad instrumental Ducde. Para llevar a cabo este plan de inversiones en la última junta de accionistas de Bodegas Bilbaínas se aprobó una ampliación de capital de 2.500 millones de pesetas, lo que supone multiplicar por cuatro el actual capital de 800 millones de pesetas. Codorníu tiene intención de destinar los 6.000 millones de pesetas a aumentar la capacidad de producción de las instalaciones de Haro en La Rioja de los dos millones de botellas actuales a ocho millones de unidades, con el objetivo de triplicar la facturación para el año 2006. Bodegas Bilbaínas facturó en su último ejercicio, cerrado el 30 de junio de 2000, 1.178 millones de pesetas y obtuvo un beneficio neto de 162 millones de pesetas, un 58,8% más.