Aral Digital.- El grupo francés de distribución Casino ha vendido su filial holandesa Super de Boer a Jumbo Supermarkten, por un precio global de 552,5 millones de euros, después de rechazar la oferta de Sperwer, el otro operador interesado en su adquisición.

Casino ha explicado en un comunicado que ese monto global, que incluye los activos y los pasivos, resulta de un precio de 4,82 euros por acción y supone valorar la empresa en 13,9 veces el resultado bruto operativo esperado por Super de Boer este año. Casino espera obtener una plusvalía bruta de unos 60 millones de euros.

Con esta venta, el grupo galo -propietario del 57% de Super de Boer- reduce su deuda en cerca de 400 millones de euros. Esta cifra representa un importe considerable dentro del programa de desinversiones que está poniendo en práctica Casino y con el que pretende desprenderse de 1.000 millones de euros en activos antes de 2010.

La transacción está sujeta a las condiciones habituales del mercado y debe ser aprobado por la Junta General de Accionistas de Super de Boer por mayoría simple, una reunión que se celebrará, posiblemente, antes de final de año.

Jan Brouwer, director ejecutivo de Super de Boer, ha comentado que “estamos convencidos de que es una operación muy atractiva para todos nuestros activos, incluyendo a empleados, franquicias, accionistas y, por último pero no menos importante, a nuestros clientes”.