Clavo Food Factory, empresa familiar de alimentación, ha incorporado a su consejo a José Antonio Boccherini como asesor externo. El especialista en empresas agroalimentarias formará de esta manera parte de la estructura de la compañía, aportando su visión estratégica y su sólida experiencia en el sector. 

Boccherini es miembro del equipo directivo del Instituto Internacional San Telmo, la escuela de negocios, referente en la formación agroalimentaria, y que cuenta con una dilatada carrera como docente y consejero de diversas empresas del sector. Con esta incorporación, Clavo Food Factory busca contar con Boccherini en un momento de cambio estratégico. Tras 30 años enfocada al mercado de la distribución tradicional, la empresa gallega, con clara tendencia a la diversificación de proyectos y versatilidad de productos, ha decidido apostar por nuevos mercados potenciales como las soluciones hosteleras en conserva, la restauración organizada y la moderna distribución.

Fernando Bianchi, director comercial de la empresa, comenta "No es solo un proyecto de futuro, es un proyecto para potenciar nuestro presente. La línea de conservas lleva más de un año tanteando el mercado. En la restauración organizada llevamos cinco años de crecimiento, y en la restauración moderna tenemos presencia en la mayoría, aunque de forma testimonial. Lo que buscamos con esta incorporación es apoyar estos proyectos y aportarles estrategia, herramientas e ilusión".

La dirección de la empresa ha visto el momento idóneo para dar un salto en su estructura. Como ha apuntado el director general, Nicolás Lara, "la incorporación de la segunda generación a la actividad nos obliga a salir de nuestra zona de confort, a coger las zapatillas y salir a correr, a ver mundo, a profesionalizar el futuro. José Antonio nos ayuda a tener esa visión metodológica de la estrategia, y darnos su punto de vista del mundo global de la alimentación. Además, los cambios hay que hacerlos cuando las cosas van bien, con ilusión y fuerza".