Zamora Company engloba todas sus acciones y proyectos bajo su modelo de Empresa Consciente, una iniciativa que apuesta por la protección del clima, responsabilidad social y la sostenibilidad, con la finalidad de garantizar su Legado de Futuro a las siguientes generaciones.

De hecho, Zamora Company quiere afianzar su proyecto transversal de Empresa Consciente, enfocando su actuación a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para el cumplimiento de las agendas 2030. Una agenda aprobada por 193 países tras la cumbre de 2015 sobre cambio climático. Centra, así, su modelo de actuación en 3 ejes: Empleados empoderados, Consumidor y Sociedad, e Industria Comprometida. 

Emilio Restoy:“​Nuestro impacto en empleados, consumidores y el entorno en el que nos movemos es tan importante o más que los ingresos obtenidos”

“Es un paso más en nuestro afán de convertirnos en una empresa sostenible y respetuosa. Nuestro impacto en empleados, consumidores y el entorno en el que nos movemos es tan importante o más que los ingresos obtenidos”, según afirma Emilio Restoy, director general de Zamora Company.

Por ello, la compañía está potenciando políticas de conciliación, bienestar, seguridad laboral o comunicación consciente con el entorno para sus más de 500 empleados. Todas estas iniciativas han sido el detonante para obtener el certificado GPTW (Great Place to Work), que acredita a Zamora Company como una de las mejores compañías para trabajar en España.

También está llevando a cabo políticas de escucha social sobre comunidades locales, así como políticas de compras sostenibles y de consumo responsable, fomentando programas con el sector del vino y espirituosos de la mano de Fev y Febe, que tienen por objetivo crear un modelo de consumo más eficaz y perdurable en el tiempo. Además, cabe señalar las acciones de filantropía que la empresa viene desarrollando desde hace años con la donación del 2,5% de su beneficio para causas sociales.

Por otro lado, ha realizado una apuesta por el uso de energías renovables, o los compromisos de reducción de consumo de agua, energía y gestión de residuos. Cabe subrayar el compromiso con la autogeneración eléctrica con paneles solares en algunos centros productivos, el control de vertidos de aguas residuales, la regeneración de los ecosistemas de los viñedos y la práctica de agricultura sostenible.

Gracias a todas estas acciones, Zamora Company consiguió en 2019 que el 70% de la energía consumida fuera renovable, obtuvo los certificados ISO 14001 y WfCP (Wineries for climate protection); consiguió emitir un 80% menos de CO2 a la atmósfera que en 2018, el gasto de agua lo redujo en un 63% y destinaron el 75% de los residuos a otros usos.

Mientras tanto, como objetivos para 2025 se han marcado que el 90% de la energía que consuman sea renovable o de alta eficiencia, reducir un 15% más las emisiones de CO2, mismo porcentaje para la reducción del consumo de agua, y aproximarse al objetivo residuo cero.