Vegalsa-Eroski ha incrementado en 2020 su facturación en un 7,92% con respecto al año anterior, alcanzando los 1.199,9 millones de euros. La compañía ha aumentado su beneficio antes de impuestos un 34,9%, hasta los 50,2 millones de euros, y el Ebitda alcanzó los 70,7 millones de euros, un 25% más que en 2019. “Todo ello, gracias al excepcional trabajo de una plantilla que se vio reforzada con 200 nuevos puestos de trabajo, de la que forman parte 6.354 personas”, explican desde la empresa gallega.

Joaquín González: “El año pasado vivimos una situación que nos ha puesto a prueba a todos tanto en lo profesional como en lo personal”

De este total un 79% son mujeres y, en el marco de la apuesta de la compañía por el empleo estable, el 79% de trabajadores tiene un contrato indefinido. Si se tiene en cuenta también la red de franquicias, que representa a 45 pymes y 870 empleados, la cifra alcanza las 7.224 personas. La empresa llevó a cabo 686 nuevas contrataciones de refuerzo entre enero y mayo, incorporando 414 personas a tareas de caja-reposición y 222 trabajadores para reforzar los servicios de limpieza de sus establecimientos, así como el control de aforos en las tiendas. Además, el incremento de ventas a través del canal online llevó asociada la contratación de más de 50 personas para la preparación de pedidos y reparto a domicilio.

“El año pasado vivimos una situación que nos ha puesto a prueba a todos tanto en lo profesional como en lo personal. De hecho, nuestro compromiso y nuestras capacidades nos hacen sacar lo mejor de nosotros mismos, siendo un servicio esencial para toda la población. Las más de 6.350 personas que forman los equipos de Vegalsa-Eroski han demostrado con creces su implicación ante las situaciones de incertidumbre, respondiendo de manera ejemplar para dar la mejor atención a nuestros clientes. Gracias a su respuesta, junto a la de nuestros proveedores y la administración, conseguimos diseñar en tiempo récord medidas de urgencia en nuestra red comercial, instalaciones logísticas y demás centros de trabajo con el objetivo de proteger la salud y la seguridad de todas las personas implicadas y asegurar el mejor servicio dentro de las dificultades que planteaba la situación”, explica el director general de la compañía, Joaquín González.

Conscientes de que estos resultados son fruto del esfuerzo y la implicación del equipo, se han mejorado las condiciones laborales de la plantilla, destinando más de 7,8 millones de euros a beneficios y compensaciones; aumentando en un 185% los descuentos directos en compras, y en un 196% las retribuciones variables. En total, la retribución variable representó un 4,3% de la retribución fija en 2020, frente al 2,2% en 2019. Además, Vegalsa-Eroski ha aportado a la sociedad, en concepto de impuestos, un total de 63,9 millones de euros, de los cuales 35,3 millones corresponden a cotizaciones sociales y 28,6 a impuestos y tributos.

Invirtiendo en la red comercial, personas y seguridad 

En un año de especial complejidad, la empresa ha realizado una inversión récord de 30,8 millones de euros, un 43,9% más que en 2019, con dos objetivos prioritarios: garantizar la salud y la seguridad de empleados y clientes, y contribuir al desarrollo de la economía local. Así, se ha invertido en el acondicionamiento de sus tiendas con la implementación de las diferentes medidas de protección e higiene.

Por otro lado, se ha financiado la ampliación y la reestructuración de la red comercial, con 10 nuevas aperturas (dos Eroski Center en Ourense y Burela, un Eroski Rapid en Vilanova, tres Aliprox en O Bolo (Pontevedra), Lobios y Barbadás (Ourense), tres Autoservicios Familia en Llaranes (Asturias), Catoria y Arcade y un Cash Record en Ribeira), alcanzando los 271 establecimientos, y una superficie comercial de 232.876 metros cuadrados, un 2,1% más, entre Galicia, Asturias y Castilla y León; a cierre año fiscal 2020 en enero de 2021.

La compañía sigue liderando el sector en Galicia con una cuota del 15,4%, según Kantar WorldPanel

La crisis sanitaria marcó la gestión empresarial de la compañía, que puso su foco en las personas, el compromiso social y la economía local para responder con responsabilidad y eficiencia a una situación de extrema urgencia. Para garantizar la salud y la seguridad de clientes y trabajadores, se implementaron diferentes medidas como la utilización de equipos de protección y colocación de mamparas, y otras más innovadoras, como la instalación de un semáforo para el control del aforo, así como las medidas para facilitar el acceso y la atención a colectivos vulnerables. Además, se redujo el horario comercial hasta las 20:00 horas en los primeros meses, y se implantó el cierre de 15:00 a 15:30 horas para la desinfección de las tiendas.

Vegalsa-Eroski ha alcanzado una cuota de mercado del 15,4%, posicionándose como cadena de distribución líder en Galicia según los informes publicados a partir de los estudios de la consultora Kantar WorldPanel.

Un 13% más en RSE

El pasado ejercicio Vegalsa-Eroski intensificó su política de responsabilidad social empresarial, con un presupuesto de 3 millones de euros, un 13% más, para contribuir a la reducción de las desigualdades sociales. La empresa llevó a cabo entregas de producto por valor de 762.000 euros a través de donaciones mensuales y comidas especiales para paliar la escasez de recursos de primera necesidad.  También incrementó las colaboraciones extraordinarias durante todo el año con diferentes entidades sociales y proyectos de RSE, especialmente en los primeros meses de la pandemia, mediante donaciones económicas por valor de 754.000 euros. Además, en todos los puntos de venta se aplicó un 2,5% de descuento a las familias, a través de la Tarxeta Benvida de la Xunta de Galicia y de la Tarjeta de AGAFAN, lo que supuso una cantidad total de descuentos a lo largo de 2020 de 472.000 euros. Por otro lado, implicaron también a los clientes en diferentes iniciativas de acción social, que aportaron una cantidad de 860.000 euros a diferentes causas sociales, a través de las campañas solidarias y de recogida de alimentos puestas en marcha en los supermercados. 

Otro de los ejes estratégicos de Vegalsa-Eroski es la dinamización de la economía local de los territorios en los que opera. Así, la empresa destinó 395,3 millones de euros, un 8,6% más que en 2019, a compras a sus 914 proveedores locales: 332,1 millones de euros se destinaron a compras a proveedores de Galicia, 34,9 millones de euros a proveedores de Castilla y León y 28,2 millones de euros a proveedores de Asturias.

Además, la empresa participó en la iniciativa Mercaproximidade, impulsada por la Consellería do Medio Rural para fomentar la compra de productos agroalimentarios gallegos y paliar el impacto negativo de la covid en los productores que trabajaban para el canal Horeca. De esta forma, se incorporaron más de 65 nuevas referencias, procedentes de 42 proveedores locales gallegos, a la red de supermercados e hipermercados de la empresa en Galicia.

Su política de responsabilidad social empresarial y el compromiso por el producto y proveedor local, en la promoción del desarrollo socioeconómico del entorno y la construcción de una cadena de suministro sostenible, fue reconocida el pasado año en la cuarta edición de los Premio Galicia Alimentación organizados por el Clúster Alimentario de Galicia (Clusaga), en la categoría de proyecto empresarial. 

Nuevo formato de tienda y nueva plataforma de frescos

Vegalsa-Eroski ha incorporado a su red comercial un nuevo formato de tienda de autoservicio, bajo la enseña Eroski Rapid. Y, además, ha impulsado la construcción de una nueva plataforma de productos frescos en el polígono industrial de Sigüeiro (A Coruña), dotada con una inversión de 18,5 millones de euros.

Estos hitos se enmarcan en la apuesta de la empresa por la innovación y la mejora constante, y por un crecimiento sostenible en línea con sus compromisos con la sociedad, las personas y el entorno. Además, la empresa ha apostado por la mejora de su supermercado Eroski Online, reforzando los equipos y la gestión para responder con eficacia y agilidad a este aumento de la demanda. Un crecimiento que le ha llevado a cerrar el año con una cuota de un 27% en Galicia, según Nielsen.

En 2020 la compañía vio incrementado su número de socios de Eroski Club en 58.644 hasta los 750.000 en Galicia, Asturias y Castilla y León, llevando el ahorro transferido a estos socios-cliente hasta los 16,9 millones de euros en 2020 frente a los 15,2 millones de euros de 2019. También experimentó un aumento de su programa Eroski Club Oro, hasta los 38.975 socios, y del Eroski Club-Master, hasta los 14.903 socios. Y siguió potenciado su Plan Familias a través del cual ayudó en 2020 a 4.850 familias tras la adhesión de 2.625 nuevos socios, duplicando así las cifras respecto al año anterior, aportando más de 52 millones de euros en ofertas, promociones y otras ventajas comerciales.

La compañía reforzó además su compromiso medioambiental implementando mejoras en sus instalaciones, procesos y productos para garantizar una gestión empresarial sostenible. A nivel comercial ha logrado reducir un 35% el consumo energético en sus establecimientos apostando por tiendas ecoeficientes con medidas de eficiencia energética tanto en iluminación como en climatización que le permiten ahorrar 20 millones de kwh al año, evitando la emisión de 7,8 millones de Kg/Co2 al año.

Además, la compañía continúo gestionando el género de sus establecimientos con el objetivo de ‘Desperdicio Cero’, garantizando que ningún alimento apto para el consumo sea desechado, gracias a la donación directa a entidades sociales, evitando en 2020 el desperdicio de 10.975 toneladas de alimentos. Y a través de su programa ‘Desarrollo Sostenible. Residuo Cero’ gestionó 12.688.036 kilos de residuos en el último año, un 5,5% más respecto al ejercicio anterior.