AMDPress.- La española Chupa Chups anunció ayer la firma de una alianza estratégica con el grupo estadounidense Spangler Candy para reforzar su crecimiento en el mercado norteamericano. A partir del próximo 1 de julio, las dos empresas unificarán sus gamas de productos y cooperarán para ofrecer a sus clientes caramelos innovadores utilizando sus respectivas marcas, sus sistemas de distribución y sus recursos tecnológicos e industriales.

El acuerdo supondrá la integración de los equipos de ventas de ambas compañías. En Estados Unidos la comercialización será asumida por Spangler Candy, mientras que en México corresponderá a Chupa Chups.

Según la compañía de la familia Bernat, la alianza también podría suponer que en un futuro ambas empresas coordinen sus respectivas capacidades de producción en las fábricas que tienen en Estados Unidos y México. Asimismo, la gama de productos de Chupa Chups se integrará en la de Spangler, mientras que las marcas de Spangler Candy se integrarán en la cartera de productos de Chupa Chups México.

Chupa Chups, que produce más de 4.000 millones de caramelos al año en más de 40 sabores, facturó 297 millones de euros en 2003 y obtuvo un beneficio operativo de ocho millones de euros. Su cartera de marcas incluye sus variedades sin azúcar Cremosa y Cuore di Fruta, así como los caramelos Smint, los Crazy Dips y los Whistle Pops.

Por su parte, la norteamericana Spangler Candy produce 2.000 millones de caramelos con palo a través de la marca Dum Dum Pops y también está centrada en el negocio de venta de bastones de caramelos.