La recuperación del mercado laboral está impulsando el consumo de bebidas y snacks en el lugar de trabajo, según la consultora Kantar Worldpanel. Así, la compra de estos productos durante la jornada laboral ya representa un 14% de todas las ocasiones de consumo realizadas fuera del hogar entre enero y agosto, un 5% más que en 2015.

El producto más consumido en este entorno son las bebidas calientes: en el último año se han realizado más de 252 millones de consumiciones, lo que supone un 35% de todo el consumo realizado en horario laboral.

Otros productos muy presentes son el agua envasada (21,7%), la bollería (19,8% de las consumiciones) y los refrescos (14,7%)

Los momentos más habituales para consumir alguna bebida o tentempié en el trabajo son el desayuno, con un 31,6% de las consumiciones, la tarde (23,1%) y antes de comer (16,6%). Sin embargo, existe un momento en auge: el almuerzo. Su consumo crece un 12% en lo que va de año y ya representa un 9,1% de las consumiciones, "lo que abre una nueva oportunidad para los fabricantes de productos que cubren este tipo de ocasión", opina Edurne Uranga, Out of Home Sector director de Kantar Worldpanel.

Asimismo, la recuperación del consumo en el trabajo está impulsando los canales de compra más habituales para estas consumiciones: las máquinas de vending (donde se compran el 48% de los productos) y los supermercados (26%).
En lo que va de año, 25,1 millones de españoles han comprado alguna bebida o snack en un supermercado para consumir fuera de casa (ya sea dentro o fuera del trabajo). Por su parte, 15,6 millones de españoles han hecho lo mismo en máquinas de vending.

Edurne Uranga concluye explicando que "a medida que se vaya consolidando la recuperación económica y la consiguiente mejora del mercado laboral, el consumo en el lugar de trabajo irá ganando cada vez más importancia, por lo que resultará crucial para canales y marcas desarrollar formatos y productos que se adapten a ese consumo".